martes, 8 de abril de 2014

Pastelitos de Limón


Hace poco comentaba en mi página de facebook que en breves haría algún post sobre las recetas de Canción de Hielo y Fuego.  ¡Pues aquí vamos con el primero de ellos!

Este pasado fin de semana organicé una comida medieval basada en el libro de recetas de esta saga:
FESTÍN DE HIELO Y FUEGO (de Chelsea Monroe-Cassel y Sariann Lehrer)

Fueron muchos los platos que preparé ya que seríamos bastantes personas, la mayoría de ellos salados y acompañados de vino, cerveza e hidromiel (como tan magno evento requería). Pero alguno de esos platos eran dulces, y como no podían faltar, la primera receta que localicé en el libro fue:

Pastelitos de limón, esos que tanto gustan a Sansa.

"Más tarde se sirvieron empanadas de pichón y criadillas, manzanas asadas que olían a canela, y pastelitos de limón bañados en azúcar, pero para entonces, Sansa estaba tan llena que apenas pudo comerse dos pastelitos, por mucho que le gustaran." Juego de Tronos.



Tengo que reconocer que en cuanto a las medidas he tenido mis problemas ya que todo se mide en "tazas" y "cucharadas", es decir, a lo americano, y hay que tener suerte para acertar en las cantidades... Jeje. Existen varios medidores que cada vez están más extendidos en las tiendas españolas, y puede ser que con ellos hubiera tenido más acierto en las cantidades, aunque tampoco especifican que tamaño escoger... Pero sin duda tengo que hacerme con ellos.
Usé una de las tazas más pequeñas que tengo (más vale tener que añadir más que pasarnos) pero ni con esas...

Los ingredientes:
Salen una buena cantidad de pastelitos, aprox. 60 unidades.

- 2 y 1/2  tazas de harina.
- 2 Tazas de azúcar.
- 6 cucharadas de mantequilla sin sal.
- La ralladura de dos limones.
- 1 huevo.
- 2 yemas de huevo.
- 1/3 de taza de azúcar glas
- 1 y 1/2 cucharaditas de leche.
*Añadir más harina si se necesita (ya te digo yo que eso es imposible que suceda)

Según vas mezclando los ingredientes te das cuenta de que tiene que haber algo raruno en la proporción... No hay Dios que mezcle tan poco huevo y mantequilla con tanta harina, hacía falta echar más elemento "líquido" para hacer la masa que requieren como resultado, así que yo doblé las cantidades de huevo y mantequilla y por fin pude mezclarlo sin problemas, pero aconsejo echar la mitad de harina e ir incorporando según se vaya necesitando.



Preparación:

Precalentar el horno y engrasar una placa grande o usar papel vegetal para que no se pegue la masa.
En un cuenco grande mezclamos la harina y el azúcar (acordaos de echar menos harina, un poco más de la mitad y luego vamos incorporando el resto). Añadimos la mantequilla, el huevo, las yemas y la ralladura de limón. Mezclarlo todo bien añadiendo más harina si es necesario, hasta que la masa deje de estar pegajosa y podamos formar bolas de unos 2 centímetros.
Colocarlas en la placa (un poco aplastadas quedarán más monos los pastelitos) con una separación de unos 5cm. ya que crecen un poco en el horno.
Hornear unos 15 min. (estad muy pendientes porque se hacen muy rápido) hasta que la superficie se dore muy ligeramente.
Dejar reposar en una rejilla y preparar el glaseado:
Mezclamos el azúcar glas y la leche para conseguir una crema suave. Yo le incorporé un poco de limón exprimido para que tuviera más sabor.
Echarlo con una cuchara por encima y dejar secar un poco para que no se peguen unos con otros antes de guardarlos.

Estos pastelitos son ideales para tomar como pastas con un café o té. Están a medio camino entre galleta y bollo, algo duros por fuera y un poquito blandos por dentro.
Son muy fáciles y rápidos de hacer, muy ricos y adictivos ;)

Espero que os haya gustado. En cuanto tenga algo de tiempo os iré enseñando el resto de las recetas mas ricas de los 7 Reinos. ;)


¡Gracias por leerme!
IriHouse

6 comentarios:

  1. Que ricos, Marta, las "tazas y cucharadas" no son medidas aleatorias, los ingleses y americanos miden asi sus cantidades, pero son medidas precisas, venden en tiendas de repostería o incluso bazares multiprecio las Tablespon y teaspon y las cup, valen muy poquito dinero y si vas a hacer repostería americana, te vendrá bien tener esas medidas a mano :)

    ResponderEliminar
  2. Se que no son aleatorias pero he visto las cucharas medidoras y las hay de diversos tamaños, el problema al que me refiero del libro es no especificar cual de ellos usar, desde luego sin experiencia en medidas americanas es difícil pillar el tamaño. Muchas gracias por tu aclaración!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las que yo tengo (sin estrenar todavía) llevan una pequeña inscripción con 1 tablespon, 1/2 tablespon..etc y con las cups igual. Al no haber leido el libro no se de donde viene el problema :)

      Eliminar
  3. Teniendo en cuenta la gran cantidad de comida que había, y lo poco que sobró, creo que podemos considerar que todos los platos fueron un éxito! Enhorabuena cocinera! :)

    ResponderEliminar

¿Qué te ha parecido?